Unidad 1

Guia Didáctica

TENDENCIAS EDUCATIVAS

Las tendencias o concepciones evaluativas en su perspectiva histórica podrían sintetizarse en las siguientes: (1) Evaluación como juicio de experto; (2) Evaluación como sinónimo de medición; (3) Evaluación como comparación de datos sobre resultados con objetivos previamente establecidos (4) Evaluación como recolección y análisis de información pertinente para la toma de decisiones

En términos generales puede decirse que en cada concepción la evaluación es un proceso comparativo mediante el cual se enjuicia un hecho, persona, objeto o fenómeno.  Esta ha sido su esencia, y por ello se ha mantenido inalterable en relación a los cambios históricos de la misma

Muchos de los conceptos que expresan la evaluación surgieron en los años sesenta y setenta en contextos en los que primaba la preocupación por soluciones técnicas que garantizaran respuestas eficaces para la selección ante el aumento de la escolarización.  Evaluación formativa, sumativa, criterial, normativa , evaluación por tests, constituyen ejemplos de ello, además de constituir intentos por superar la racionalidad técnica que desde los años cincuenta, (a raíz de la obra de Tyler, 1949) ha caracterizado la evaluación escolar.  De la aplicación de las ideas de Tyler surgió la taxonomía de Bloom (1956) y con ello las pruebas objetivas.  Se tecnificó la elaboración de los exámenes tradicionales, que si bien sirvió para cuantificar los conocimientos adquiridos, también sirvió para establecer criterios objetivables que justificaban la selección sobre baremos de puntaje muy precisos.

Ahora bien, el juicio valorativo supone la presencia de criterios o bases de comparación ( absolutas o relativas ) para emitir los juicios y propósitos de la evaluación.  Entendiéndose por base absoluta la referida a la comparación que se hace del objeto a evaluar con un patrón absoluto como serían los objetivos de aprendizaje o competencias, y la base relativa, referida a la comparación de resultados con el desempeño de entes similares.  En ese sentido se han dado cambios fundamentales a través de su proceso histórico, ligados estrechamente a las posturas sostenidas en relación a la evaluación y la naturaleza del conocimiento.  Estas posturas han sido el positivismo y el constructivismo